Franco-Condado: una región intemporal

Entre terruño, zonas naturales y patrimonio, la región Franco-Condado satisfará la curiosidad de todos los públicos. Lugar de múltiples descubrimientos, la región se ofrece a los deportistas y a los curiosos... ¡Una estancia de descubrimiento asegurada!

Alain Bellefoy dirige el INTER-HOTEL Eric Hôtel, un hotel de 2 estrellas moderno situado en Dole en el departamento de Jura, desde 2002. Tras haber viajado y vivido en todos los rincones del mundo durante muchos años, volvió a su región natal para instalarse y convertirse en hotelero. "Es una región hermosa, auténtica y muy natural con habitantes muy agradables" comenta antes de añadir: "Dole es una ciudad hermosa", en particular su centro. Además está declarada "Ciudad de arte e historia". La ciudad forma parte de los grandes emplazamientos patrimoniales de la región Franco-Condado. Mientras que el campanario de la colegiata es el símbolo de la ciudad, su edificio encarna el poder de un tiempo pasado... Cuando pasee por el centro de la ciudad, no se pierda el antiguo barrio de curtidores que vio nacer a Louis Pasteur, donde todavía podemos visitar su casa.


Estancia descubrimiento en Franco-Condado

Si desea disfrutar de una estancia en la región para recorrer el Franco-Condado, puede tomar la línea del ferrocarril de Hirondelles, que une Dole con Saint Claude en 120 km de distancia. A lo largo del trayecto podrá disfrutar de los imponentes paisajes, que alternan los bosques y los altos valles del Jura.

Al sur de Dole, la ciudad de Lons le Saunier goza de su doble proximidad con Suiza y el Parque natural regional de los Vosgos. El oficial Rouget de Lisle, poeta y autor de "La Marsellesa" es oriundo de la ciudad. Pero sobre todo lo que le ha proporcionado renombre a Lons le Sauinier es su fuente Ledonia, de la que procede el gentilicio de la ciudad (Lédonians) y que es una fuente de agua salada. Es el lugar ideal para una estancia de bienestar en la región de Franco-Condado. Debe saber que la región cuenta con suelos muy ricos, especialmente en sales, lo que permitió el desarrollo de numerosas salinas, entre las que cabe destacar Lons-le-Saunier así como la de Arc-en Senans que, a pesar de haber sido explotada durante largo tiempo, es una obra arquitectónica de una gran envergadura. Las construcciones de esta última están declaradas patrimonio de la humanidad por la UNESCO.

En el departamento de Doubs, se encuentra Besançon cuya ciudadela, construida en el siglo XVII por el célebre arquitecto Vauban, forma parte de su escudo. Es el primer enclave turístico de la región Franco-Condado. No puede perderse el parque zoológico con su insectarium y su noctarium, donde podrá observar numerosos mamíferos nocturnos. Besançon es también reconocida por su calidad de vida y sus numerosos espacios verdes. Ha sido proclamada en numerosas ocasiones "Primera ciudad verde de Francia". Aquí se proponen múltiples paseos fluviales con salida del puerto deportivo. Salga a descubrir el tiempo... Esta zona es famosa por sus relojes... Explore el Museo del tiempo y el famoso reloj astronómico de la ciudad. ¡Llegó su hora de controlar el tiempo!

De la región Franco-Condado forma también parte el territorio de Belfort, que se distingue por su independencia cultural, tal y como lo demuestran las influencias históricas de la ciudad de Andelnans. Arbouans, situada en las cercanías de Montbéliard, es célebre por su terruño. Esta ciudad posee además una arquitectura muy particular, directamente inspirada en la fuerte influencia germánica que ha sufrido la ciudad. El castillo de los duques de Wurtemberg domina la ciudad y representa un verdadero orgullo local.

Aventúrese en el parque Près-La-Rose y recorra su laberinto vegetal. Bajo el signo de la naturaleza y el deporte Compuesta en un 42 % por territorios arbolados, la región de Franco-Condado goza de un entorno propicio para la práctica de numerosos deportes al aire libre adaptados a todos los públicos y todas las edades: senderismo, bicicleta o BTT, escalada, piragüismo e incluso espeleología en la cueva de Poudrey, la más grande de Francia y en la que se le propondrá un espectáculo de luz y sonidos al final del itinerario. La pesca con mosca es también una actividad muy apreciada por los habitantes de la región y los turistas. Podrá disfrutar de numerosos entornos naturales como la fuente de Loue, los bosques de Chaux o Chaillez e incluso la meseta de los mil estanques... Existen multitud de oportunidades para dar paseos en Franco-Condado.

Una cosa es segura, ¡no dejará pasar el tiempo durante su estancia en Franco-Condado!

Este sitio web utiliza cookies para poder ofrecerle publicidad adaptada a sus temas de interés, proporcionar mediciones de audiencia y compartir o redireccionarle a las redes sociales. (Saber más)
OK

¡ Le encantará ser fiel !

En toda Europa, la Tarjeta Accent recompensasu fidelidad en los 550 hoteles de nuestras 4 marcas.

Estamos buscando los precios disponibles.
Le rogamos espere unos segundos.